Queréis desmantelar nuestra dignidad. Herritarrok gure etorkizuna eraikitzen!

Versión para impresión

cartelDesde Herri Ziztadak queremos hacer un llamamiento a la HUELGA GENERAL que tendrá lugar el próximo 30 de mayo convocada por decenas de colectivos sociales y la mayoría sindical de Euskal Herria. 

Herri Ziztadak llama a la participación a la HUELGA GENERAL EL 30 DE MAYO a través de una manifestación que saldrá a las 10 de la mañana de la plazoleta del Centro Comercial Mendibil y recorrerá diversas calles hasta llegar a la plaza del Ensanche donde concluirá. 

Desde el comienzo de esta estafa llamada crisis económica, mientras las listas del paro crecen exponencialmente, las tasas de pobreza se incrementan hasta límites obscenos y los desahucios dejan a miles de personas en la calle, los beneficios de las empresas del IBEX 35 han crecido como nunca. De la misma manera se han incrementado el número de personas ricas y las diferencias entre gente pobre y rica. En definitiva, la crisis ha sido y es un buen negocio para algunos.

A lo que debemos añadir el endurecimiento de requisitos aplicados por el SEPE para el acceso a los subsidios por desempleo y la constante vulneración de derechos sociales que se producen a diario en las oficinas de Lanbide. Todos estos recortes sociales y laborales lo único que están trayendo es un aumento de las bolsas de pobreza en nuestros barrios. Las cifras son clarificadoras así reiteramos que son casi 6.000 las personas que están desempleadas en Irun, con una tasa cercana al 20% muy superior a la media de Gipuzkoa y la CAV. Son más de 900 familias las que viven de las Ayudas de Emergencia Social y miles las que no tienen ingresos. Como muchas son las personas que tienen que cubrir su derecho a la alimentación por medio de los Bancos de Alimentos o dirigiéndose al Comedor social. Mientras los cierres de empresas en nuestra ciudad engrosan una larga lista como la de los Expedientes de Regulación de Empleo y las diferentes luchas laborales en diversos sectores productivos y de servicios. Sin olvidar los recortes en el ámbito de la educación y la sanidad.

Es una huelga que se merece la patronal pero también nosotras y nosotras, ya que es necesaria, es indispensable, es un “ya basta!” alto, enérgico y firme ante todos los ataques a nuestros derechos que provienen de los distintos gobiernos y es un impulso a este proceso de construcción de alternativas. 

Por eso exigimos a las instituciones, incluida el ayuntamiento de Irun, que no apliquen las medidas impuestas desde el Estado español y a tomar la iniciativa para conseguir que las que personas vivimos y trabajamos en Irun podamos acceder a unas condiciones de vida dignas, a través de un empleo digno, unos servicios públicos universales de calidad y unas prestaciones sociales adecuadas como la mejor estrategia de salida de la crisis. Un nuevo sistema cuyo eje sea la igualdad de oportunidades para todas las personas y que elimine la actual dicotomía entre el trabajo productivo y reproductivo.

Trabajadoras y trabajadores, gente precaria, desempleada, trabajadores y trabajadoras domésticas,... exijamos que no esquilmen nuestros derechos, y junto con la denuncia y la lucha tan necesarias ir más allá, construyamos alternativas al capitalismo depredador. Pasar de la reivindicación de que otro modelo es posible a su construcción. Hay alternativas que ya están en marcha pero muchas más que podemos impulsar entre todos y todas para lo que animamos a organizarse en todos los ámbitos de nuestra vida (centros de trabajo, centros educativos, colectivos sociales y vecinales, la calle y las plazas, etc..) porque sabemos que ES POSIBLE y que SÍ SE PUEDE desde el encuentro en lo común, teniendo claras las diferencias, y haciendo que estas diferencias sirvan para unir más que para separar.

El 30 de mayo nos vemos en las calles uniéndonos a las diferentes movilizaciones convocadas en nuestra comarca y en especial la manifestación que desde Herri Ziztadak hemos convocado para ese mismo día a las 10 de la mañana desde la plazoleta del C.C Mendibil